Archivo de la categoría: los personajes de la ruta

Dionisio Martínez y el dinosaurio de Fuentes de Magaña

Mirando la desolación de los paisajes de Castilla se entiende que esta tierra diera a la literatura un mito de proporciones universales. Cielos inmensos y horizontes desnudos daban tanto para un idealismo desmedido como para una buena dosis de voluntad, indispensable para sacarle un trozo de pan a estos barbechos. El Quijote es un arquetipo de tanta fuerza que el vocablo quedó grabado en el alma de Castilla, que es su lengua y desde los tiempos de Cervantes ya no hemos dejado de usarlo para referirnos a aquellos que se aplican a causas imposibles.

Aunque alejado de los escenarios por donde vagó el Caballero de la Triste Figura, el norte de Castilla ya dio “quijotes” antes del Quijote. Como aquel fraile al que se le hizo insuficiente el horizonte de trigales de Berlanga de Duero, y cruzó el mar para ponerle nombre a islas, soñar un nuevo paso entre océanos 400 años antes de que se hiciera realidad, renunciar a todo un Obispado en Panamá para volverse a fundar conventos y terminar sus días en la austeridad de una celda. O como aquel pastor burgalés, Diego Marín, que dos siglos después, fascinado por el planear de los buitres, se lanzó desde el castillo de Coruña del Conde, su pueblo natal burgalés, montado en un ingenio volador construido con sus propias manos. Cuentan que se elevó en el aire 6 metros y recorrió 400 varas castellanas y que pudo haber llegado hasta el Burgo de Osma de no ser porque los curas y barberos del momento, los rompedores de sueños, le destrozaron la máquina.

Lo cierto es que los Sueños y el Hambre provocan ansias de volar, y desde los tiempos de Fray Tomás de Berlanga, Castilla no ha dejado de ver marchar a sus hijos. Sin embargo, tras la definitiva sangría de población que se inicia en los 60 y continúa en los 70 y 80 del siglo pasado, surge una nueva generación de “quijotes” que ha decidido quedarse  para luchar contra el  abandono de los campos y el silencio en las calles de los pueblos que les vieron nacer. Algunos tomaron las riendas de la situación, se hicieron alcaldes y tirando de ingenio se pusieron en marcha para revertir una tendencia que parecía imparable. Muchas veces entre la incomprensión de sus propios paisanos y el olvido de la Administración Pública.

Dionisio Martínez, nuestro quijote particular y alcalde de Fuentes de Magaña, hizo acopio de todo el idealismo y voluntad que le cayeron en suerte, y con una fe a prueba de curas y barberos, puso en marcha un sueño que al resto de los mortales nos habría parecido descabellado si no lo hubiéramos visto hecho realidad: Construir el dinosaurio más largo del mundo en un pequeño pueblo de las Tierras Altas sorianas.dino7

Dionisio, esperamos que no te moleste que te hayamos metido en el mismo saco que a estos dos soñadores -tu paisano Fray Tomás de Berlanga y Diego Marín-. pero es que vista así, “en frío”, la idea de la construcción del dinosaurio parece una auténtica “quijotada”. ¿Te consideras a ti mismo un soñador? Cuéntanos por favor, de dónde surgió la motivación para desarrollar este proyecto.

No me molesta en absoluto, entiendo que es incluso un halago, ¿Quién no ha soñado alguna vez con “salvar a su princesa”? Ciertamente soy un auténtico soñador, pero no por ello  dejo de tener en cuenta  la perspectiva de la realidad, no se puede estar siempre en las nubes, de vez en cuando hay que bajar a la tierra. El proyecto de “Dinopincho” surgió  porque entendía que había que buscar un nuevo motor de desarrollo para el pueblo, sobre los  modelos que se habían aplicado tradicionalmente en la zona, agricultura  y ganadería fundamentalmente, que han ido perdiendo protagonismo y no han sido capaces de generar trabajo para fijar población. Así que apostamos por el turismo. No en vano España es el tercer país como destino turístico del mundo y dentro de este plan global de dinamización turística, había una serie de puntos vitales para su desarrollo, generar la infraestructura necesaria para atender a los visitantes y algo que les motivara especialmente a venir. Había que hacer algo  diferente, singular, que no existiera en ningún otro lugar, pero a la vez partiendo de lo que ya teníamos, que eran las icnitas, -huellas fosilizadas de dinosaurio en roca-, cuyos yacimientos son muy abundantes en esta zona. Hasta ahora está teniendo un éxito increíble.

La verdad es que hasta que no te pones debajo del dinosaurio no eres consciente de su enorme tamaño. Me imagino que no resultaría tan fácil colocarlo, teniendo en cuenta que esta es una zona de vientos y temperaturas extremas. ¿Qué dimensiones tiene?

Es cierto, cuando estás a sus pies es cuando te das cuenta de lo enorme que es. La colocación fue complicada. Tuvo que ser trasladado desde el taller donde se construyó,  en tres piezas diferentes y luego se ensambló en su ubicación definitiva. La cola por ejemplo está calculada para que fluctúe ligeramente y así poder aguantar vientos extremos. Las dimensiones son de 32 metros de largo por 8 de altura. A día de hoy no nos consta que haya construida una réplica de dinosaurio a tamaño real más larga que esta.

Nuestra presencia en lugares como Fuentes de Magaña responde al interés por apoyar el esfuerzo de los pequeñas comunidades que quieren dar a conocer su patrimonio histórico, paisajístico e inmaterial. Aparte del turismo paleontológico, ¿Con qué otros recursos y potencialidades cuenta esta zona?

Vista de Fuentes de Magaña desde la horca o rollo de justicia (foto http://www.sorianitelaimaginas.com)

Contamos con unos paisajes llenos de contrastes, ciertamente maravillosos. Dentro de estos hemos diseñado una pequeña ruta en torno a 7 manantiales de  pequeño caudal  que no se secan en verano. Hay un túmulo celtibérico, un rollo de justicia.

Estamos rodeados de pueblos abandonados con encanto y a nivel monumental contamos con un  castillo precioso y unas iglesias románicas muy singulares en la zona, además de contar con  una excelente gastronomía.

De la virtudes culinarias de la zona te aseguro que podemos dar fe nosotros. Todavía nos acordamos de la caldereta de corzo que nos comimos en el bar de Melchor al día siguiente de nuestra llegada. ¿Qué productos son característicos de esta zona y qué otros platos se pueden probar por aquí?

Es una cocina muy variada, que combina todo tipo de alimentos desde carnes -cordero, cabrito y cerdo- , como de caza -perdices, codornices, corzos, ciervos, jabalíes- alimentos de la huerta y del campo, como las setas de cardo.

En esta zona se puede probar desde un plato de costillas de cerdo con pimientos riquísimo, hasta unas buenas alubias blancas con codornices, para chuparse los dedos, y sin dejar de lado unas buenas migas pastoriles, etc.  

¿Y tu plato favorito Dioni?

A mí personalmente me encanta la borraja, que es una verdura típica de la zona, cocinada  con patatas cocidas y regada con aceite de oliva virgen extra, es un plato muy saludable.

Puesto que el despoblamiento de las zonas rurales es un problema que nos preocupa especialmente y aquí, en las Tierras Alta de Soria, viene azotando ya desde hace décadas ¿Crees que se está frenando la tendencia de los últimos años?  

Pienso que no, más bien todo lo contrario, si no somos capaces de generar empleo sostenible, nunca podremos revertir esta situación y no ayuda demasiado el tener unas carreteras penosas y unas telecomunicaciones prácticamente del siglo pasado.

Hoy día este adjetivo se escucha en todas partes ¿A qué te refieres cuando hablas de empleo “sostenible” para Fuentes?  

Me refiero a que tiene que ser un empleo que sea respetuoso con el medio ambiente y con el entorno rural, en mi opinión hemos olvidado como nuestros antepasados  mimaban  la naturaleza y la preservaron para nosotros. Ahora sin embargo parece que todo vale en aras del progreso, aún a costa de que puede estar en juego la propia especie humana con estas políticas tan destructivas. No pensamos para nada en las nuevas generaciones, creo que no tenemos derecho a esquilmarles todos los recursos naturales y  dejarles un mundo contaminado. Ahora tenemos el ejemplo energético, en lugar de fomentar las energías “limpias”, se pretende  extraer gas por medio de la controvertida  técnica del  “fracking”, que puede contaminar los acuíferos.

Castillejo S Pedro1

En Castillejo de San Pedro: un prodigio de arquitectura popular que algunos vecinos están empeñados en rescatar del abandono. Observad la pared. Piedra sobre piedra sin un rastro de cemento. Tan sólida y segura que este vecino no tiene reparos en dormir la siesta bajo su sombra. Todo el pueblo sigue el mismo esquema constructivo. De momento el ladrillo visto no ha hecho acto de presencia.

¿Crees que las nuevas tecnologías serán la solución?

Las nuevas tecnologías bien utilizadas pueden ser la solución, se supone que están al servicio de los hombres para hacernos la vida más fácil. Aunque a veces es todo lo contrario.

Por ejemplo, ¿Tenéis internet en el pueblo?

Tenemos internet en el pueblo, pero las velocidades son de 3 megas a lo sumo. Con este ancho de banda apenas sirve para  navegar por la red  y desde luego no sirve para poder realizar una videoconferencia.

¿Te parece que las políticas que se diseñan desde Bruselas, Madrid o Valladolid  tienen un impacto positivo en el desarrollo de la vida de los pueblos? 

A tenor de los resultados, es evidente que no. En mi opinión  no son conscientes de la realidad o no lo quieren ser, tiene que haber una verdadera voluntad para conseguirlo, no basta con hacer algún guiño de vez en cuando.

¿Os sentís apoyados por las instituciones ? ¿Qué balance haces de tu experiencia de estos años como alcalde?

Yo a menudo me siento verdaderamente solo y te desespera ir con  tus reivindicaciones, con tus proyectos y que no te aporten soluciones, algunas de las cuales dependen exclusivamente de ellos. Es como si estuviéramos  inmersos en  “guerras “ diferentes. Veo demasiada burocracia, entre las administraciones, cuando tendría que haber un verdadero espíritu de colaboración en aras de atender mejor a los ciudadanos, que es a los que verdaderamente nos debemos.
En estos años de Alcalde, creo que he demostrado que con voluntad, imaginación  y muchísimo trabajo, se puede revertir la situación del medio rural, pero  puede ser un esfuerzo baldío si al final no logramos generar empleo, que  es la clave fundamental para conseguir que cualquier persona que lo desee pueda vivir en un pueblo.

Entonces Dioni, la causa de los pueblos, de su revitalización, ¿Es verdaderamente una causa de quijotes?

Tal y como están hoy, al menos en la provincia de Soria y más concretamente en la Comarca de Tierras Altas, pienso que hay que echarle muchas ganas y para eso tienes que ser muy soñador, hay demasiada gente que no cree que es posible revitalizarlos y a los soñadores no nos va el rendirnos, sin al menos haberlo intentado.
Yo más bien pienso que debe de haber una implicación mayor por parte de todas las administraciones, incluida la Europea. De hecho tenemos en marcha una jornada con intelectuales  y economistas para tratar de aportar soluciones y hacérselas llegar para que implementen políticas que puedan cambiar esta situación. Desde mejoras fiscales para empresas , hasta la mejora de infraestructuras y telecomunicaciones con el teletrabajo como fondo. Hay  un desequilibrio impresionante que habría que corregir con políticas activas que realmente creen empleo y puedan fijar población.
Nuestra idea es comprometer, mediante un manifiesto a todas las fuerzas políticas independientemente de los colores, para que lo trasladen y defiendan en Europa. Nosotros somos tristemente el lugar más despoblado de toda Europa y si no lo remediamos dentro de una década o a lo sumo dos habremos prácticamente desaparecido. Seremos una especie protegida.

Y por último, ¿Qué conclusión sacas de nuestra corta pero intensa visita aquí en vuestro pueblo? 

Para mí  fue un auténtico placer y un gran honor poder estar con todos vosotros y poder enseñaros parte de nuestra tierra, que ya en parte seguro que también será vuestra. Fue una experiencia maravillosa, con personas verdaderamente  encantadoras, con gran interés por nuestra cultura. Esto aún tiene más mérito tratándose de personas que provienen de la cuna de la civilización occidental: Grecia. Si hemos conseguido que hayáis disfrutado y que recordéis vuestra estancia con cariño, ya con eso, para mí al menos habrá  merecido la pena.
También demuestra que hay un potencial turístico que no vendría nada mal aprovechar, e incluso potenciar y mejorarlo.

con Jokin en la radio de Valdivielso

Jokin

Una de las experiencias cruciales en nuestra ruta fue la grabación de dos programas radiofónicos en  Radio Valdivielso (www.radiovaldivielso.com) que dejaron testimonio de nuestra presencia en el valle. Si del recelo inicial a ponernos delante de un micrófono, pasamos al entusiasmo generalizado y al deseo de participación, mucho le debemos a la excelente conducción de su director: Jokin Garmilla. Con su lema «cantando y bailando se vive mejor» fue convirtiendo el estudio en una fiesta en la que todos, dominaran o no el castellano, quisieron participar.

Jokin, para nosotros la radio se ha revelado como un instrumento muy interesante en la didáctica del español por el abanico de posibilidades que abre y también como un medio extraordinario de acercamiento entre dos mundos aparentemente lejanos: Grecia y el valle. ¿Qué conclusiones sacas tú como conductor de estas más de dos horas de programa dedicadas a la presencia griega en Valdivielso?

Para nosotros siempre es un placer recibir a la gente que pasa por Valdivielso, llevamos haciéndolo los últimos 12 años y sentimos que la gente que pasa por nuestra emisora se va feliz. Al principio les sorprende que exista un medio de comunicación en un valle con apenas 400 habitantes. También, al principio, sienten temor al enfrentarse a un micrófono. Finalmente creo que todo el mundo se va con la sensación de que ha estado alrededor de una mesa camilla del hogar de un lugareño, charlando tranquilamente. Nos encanta que pase gente por el valle y saber que de alguna manera han  entrado en las casas de muchos valdivielsanos. Nos gustó escucharos, conocer vuestras inquietudes, vuestra vida, saber cómo estaba la vida por Grecia sin intermediarios, escuchando a los ciudadanos. Nos gustó también saber qué recuerdo os lleváis del valle y nos gustó que escucharais nuestra música y que nos dejaseis algo de la vuestra. En el caso de la “visita griega” todos nuestros deseos se han colmado.

 Cuéntanos cómo surge en un valle de las Merindades la necesidad de crear un espacio de comunicación como es este de radio Valdivielso y qué ofrece la radio a sus habitantes.

Surge de la casualidad y la amistad. Ese es el origen, no hay nada previsto. Un amigo me cuenta que amigos suyos tienen una vieja emisora arrinconada en su casa. Dejaron de usarla y él pensó en mi para que montara una radio en el valle. Me lo tomé a broma, jamás había hecho radio aunque siempre quise ser periodista. Al cabo de un tiempo nos acercamos hasta La Granja (Segovia) donde estaba este emisor y nos lo trajimos a Valdivielso. Tras varios meses olvidada, una tarde de primavera decidimos instalar la antena en el tejado de mi casa y empezar a emitir. Se trataba de un juego sin más. Al llegar el verano, época de mayor presencia humana en el valle, la radio se convirtió en la gran novedad y la gente se volcó con ella. No sólo escuchándola sino también llamando, cantando, etc. Muchos pensaron que tras el verano, la radio se iría con los veraneantes y es entonces cuando decido que en invierno es cuando más sentidos tiene este medio. Un medio que tiene vocación de servicio público y cuya indiscutible labor social es más importante cuando menos gente hay. Ofrecemos información, cercanía, apoyo, entretenimiento, somos motor cultural generador de actividades y referente en el desarrollo rural hecho desde dentro y desde abajo.

logo radio

Una de las cosas que más nos ha llamado la atención es la cantidad de actividades culturales que se generan en un pueblo tan pequeño como Quintana de Valdivielso ¿Consideras que Quintana es una excepción a esa idea de abandono y aislamiento que planea cuando se habla sobre el mundo rural?

En Quintana se une el hecho de que exista una junta vecinal con inquietudes y recursos y una fuerte asociación cultural que, siendo de todo el valle esta radicada junto a la emisora que gestiona tambien en Quintana. La colaboracion de ambas ha permitido a lo largo de los ultimos años generar una actividad cultural y social como nunca se habia visto. Esto reafirma que desde lo pequeño, en el mundo rural,uniéndose se pueden hacer grandes cosas. Ojala que en el futuro podamos seguir colaborando.

 Vuestro lema  ¨el poder de lo pequeño¨, parece toda una declaración de intenciones ¿Significa esto que las pequeñas comunidades rurales guardan en si mismas potencialidades que no hemos sabido ver aún y que podrían servir de base para devolverle la vida al mundo rural?

Creemos que los pequeños gestos de la vida cotidiana de cada uno pueden ayudar a mejorar el mundo. Puede que suene utópico pero así lo creo. Nuestro proyecto de radio si hubiese sido teorizado antes de ponerlo en marcha habría sido rechazado por inviable en cualquier foro. Después de estar en marcha sufrimos muy duros avatares. La radio se municipalizó tres años después de comenzar a emitir y siete después fue cerrada, se expulsó a nuestra asociación y se pretendió acallar un medio que siempre fue comunitario y libre. Pensaban que con ello acabarían con ella pero olvidaron que la radio era del pueblo, que sus raíces eran fuertes y que lo que hacían al intentar matarla era revitalizarla.  En el mundo rural hay demasiado inmovilismo, demasiado miedo a la novedad, demasiado pesimismo, demasiadas luchas intestinas, demasiada cerrazón. Pese a esos aspectos negativos estoy seguro que las potencialidades del campo son enormes. Me decía hace unos años un alcalde que los pueblos son la reserva de la razón y que sin los pueblos no pueden existir las ciudades. Comparto su opinión. Ahora lo que debemos hacer es organizarnos, juntarnos y dejar de esperar a que los que mandan en las ciudades nos vengan a resolver nuestros problemas. Volviendo a “El poder de lo pequeño”, lo que parecía una debilidad, ser , decíamos a veces, la emisora más pequeña del mundo, sin publicidad , sin apoyo institucional, se ha convertido en nuestra mayor fortaleza. En plena crisis económica, con los medios de comunicación desmoronándose, nosotros nos mantenemos mejor que nunca. Año a año, eso sí. No sabemos si al próximo seguiremos abiertos.

 Y por último, apostar por lo pequeño te ha traído hasta esta Arcadia burgalesa, donde vives con tu mujer y tus dos hijas. Supongo que no todo será tan bucólico como parece……

 Efectivamente no todo es tan bucólico… cuando hace 15 años nos vinimos a vivir al pueblo, mi hija tenía 6 meses y no sabíamos cuánto tiempo íbamos a estar allí. Quince años después sentimos que la decision fue acertada. En todo esto la radio ha jugado un papel importante. Es probable que sin el azar que trajo aquel emisor a mi casa todo hubiera sido mucho mas complicado para mí. La radio me permitió encontrar mi sitio en el mundo.

las últimas impresiones antes de nuestra partida

de Catrinas y otras damas elegantes, con Cristina de Garay

Aprovechando que estamos en días de celebración y recuerdo de difuntos hicimos un inciso en nuestra ruta por Soria a través de los versos de Antonio Machado para recibir a  una invitada especial en nuestro curso de rutas inéditas: Cristina de Garay de López Masegosa, una joven y elegante dama mexicana de 94 años, que vino a compartir con nosotros sus conocimientos sobre la fiesta de los muertos, una celebración fuertemente arraigada en el alma mexicana.  La acompañaron su hija Cristina y Ioanna, nuestra compañera, quienes nos llevaron al país azteca improvisando en la clase un pequeño altarcito de muertos. Desde aquí queremos agradecerles su contribución a estas dos tardes inolvidables en las que aprendimos sobre la historia común de México y España .

Las Catrinas flanqueando la ofrenda de pan de muertos

Las Catrinas flanqueando la ofrenda de pan de muertos

detalle del pan de muertos

detalle del pan de muertos

Vinieron principalmente a hablarnos de los orígenes precolombinos de la fiesta y de su evolución al entrar en contacto con otra cultura que ha mantenido desde siglos una estrecha relación con la muerte: la española. De ambos mundos surge la actual fiesta de los muertos que se celebra en México y que en España es conocida como día de Todos los Santos y día de los Fieles Difuntos, los días 1 y 2 de noviembre.

Catrina rivera

Fragmento del mural ¨Sueño de una tarde dominical en la Alameda ¨ de Diego Rivera, donde el artista se representa a sí mismo como un niño cogido de la mano de la muerte o ¨Catrina¨. Detrás Frida Kahlo y a la derecha José Guadalupe Posada, su creador, a quien también lleva de la mano.

Desde Mictecacíhuatl, la Dama de los Muertos azteca,  a las damas elegantes de José Guadalupe Posada y Diego Rivera ¨Las Catrinas¨, nos fuimos a la amada española  de Federico García Lorca, quien afirmaba en su ¨duende¨que ¨un muerto en España está más vivo como muerto que en ningún sitio del mundo…¨, aunque más tarde reconocía ¨En el mundo, solamente México puede cogerse de la mano con mi país¨. Para demostrarlo Cristina nos contaba que muchos mexicanos pasan la noche en el cementerio, donde preparan un maravilloso altar decorado con los símbolos de la vida y de la muerte, aportación de las creencias azteca y cristiana. Allí festejan junto al difunto y lo agasajan con los manjares que más le gustaban en vida, devolviéndolo a la vida por una noche. No es extraño entonces, -nos decía-, que cuando uno entra en un cementerio mexicano le pregunten: ¿Y usted, a quién acompaña?

Imagen nocturna de un cementerio mexicano en el día de los Muertos

Del Lorca enamorado de la muerte española no fuimos al gran Octavio Paz, que nos dio pie para hablar del significado ritual de la celebración mexicana, en contraposición con la falta de significación de la muerte moderna. Cosas de pobres, no de ricos, como afirma en su libro El laberinto de la soledad, un libro clave para entender la esencia del alma mexicana. ¨Nuestra pobreza puede medirse por el número y suntuosidad de las fiestas populares. Los países ricos tienen pocas: no hay tiempo, ni humor ¨. Bendita pobreza y bendito humor, porque de chistes sobre la muerte sabemos mucho ambas culturas. 

Nos da un ejemplo de ello José Guadalupe Posada, este revoltoso y magnífico ilustrador mexicano que le puso cara a la Catrina, en su Rebumbio de calaveras de 1904:

Quien quiera gozar de veras
y divertirse un ratón,
venga con las calaveras
a gozar en el panteón.
 
Hay hermosas garbanceras,
de corsé y alto tacón,
pero han de ser calaveras,
Calaveras del montón.
 
Pero no quiero olvidar
a las lindas Margaritas,
tan amantes de bailar,
y a quienes gusta ostentar,
porque se creen muy bonitas,
la muerte les ha de herir,
sin mirar su presunción,
y aunque se van a afligir,
yo les tengo que decir
Calaveras del montón.
 
 
 
 
 
 
 

Aunque se nos fue gran parte del tiempo en estas asociaciones entre lo mexicano y lo español, no pudimos evitar interesarnos por otros aspectos de una vida tan rica en experiencias. De la mano de Cristina hicimos un breve recorrido por su biografía. El colegio de monjas en Quebec, donde la mandaron a estudiar francés. Sus años universitarios, en los que no era fácil para una mujer ser estudiante – Recuerdo que a la dificultad de afrontar un examen oral ante un tribunal de hombres que me miraban como un bicho raro, hubo que añadirle los gritos de los alumnos que se encontraban allí. ¨!A ver qué sabe la Leona!¨ , me gritaban-. Su llegada al París efervescente de Picasso, Breton y Cocteau para estudiar Ciencias Políticas y Sociales en la Sorbona. 

La vuelta a la Ciudad de México, los estudios de Antropología y su relación con las profesoras españolas en el Instituto Francés. A través de ellas traba conocimiento con los exiliados de la República Española¨…gente de mucho valor intelectual¨, visita el edificio Río de Janeiro donde viven refugiados y conoce a algunas personalidades ¨…recuerdo a las hermanas del Presidente Azaña que tuvieron que ponerse a coser para poder sobrevivir¨. Aquí tenían lugar largas tertulias sobre los acontecimientos de la guerra y se evocaba el regreso a una España a la que muchos de ellos no volverían nunca. En aquel tiempo conoce a Julio López Masegosa,  secretario del Presidente de la República Española en el exilio, Juan Negrín, con quien se casaría más tarde.

Todo esto nos dejó Cristina de Garay, memoria viva de una historia compartida por nuestras dos naciones. Y algo más, un anhelo en nuestras almas viajeras… El de cruzar el charco algún día no muy lejano y llevar nuestras rutas hacia ese país al que nos unen tantas pequeñas y grandes historias.

Al final nos comimos a los muertos en forma de pan, alimentando así ¨…la voracidad de la vida, siempre insatisfecha¨ como dice Octavio Paz y acabamos brindando por ellos y por nosotros.

Os dejamos con un fragmento del ¨Sueño de la muerte¨ de Francisco de Quevedo, quien recibió la visita de una elegante dama que, por lo que describe, debía tener un aspecto muy parecido al de la ¨Catrina¨ mexicana. Que lo disfrutéis.

¨En esto entró una que parecía mujer, muy galana y llena de coronas, cetros, hoces, abarcas, chapines, tiaras, caperuzas, mitras, monteras, brocados, pellejos, seda, oro, garrotes, diamantes, serones, perlas y guijarros. Un ojo abierto y otro cerrado, vestida y desnuda de todas colores; por el un lado era moza y por el otro era vieja; unas veces venía despacio y otras aprisa; parecía que estaba lejos y estaba cerca, y cuando pensé que empezaba a entrar estaba ya a mi cabecera. Yo me quedé como hombre que le preguntan qué es cosi y cosa, viendo tan extraño ajuar y tan desbaratada compostura. No me espantó; suspendióme, y no sin risa, porque bien mirado era figura donosa. Preguntéle quién era y díjome:
-La Muerte.
-¿La Muerte?
Quedé pasmado, y apenas abrigué en el corazón algún aliento para respirar, y muy torpe de lengua, dando trasijos con las razones, la dije:
-¿Pues a qué vienes?
-Por ti -dijo.
-¡Jesús mil veces! Muérome, según eso.
-No te mueres-dijo ella-. Vivo has de venir conmigo a hacer una visita a los difunctos, que pues han venido tantos muertos a los vivos, razón será que vaya un vivo a los muertos y que los muertos sean oídos. ¿Has oído decir que yo ejecuto sin embargo? Alto; ven conmigo.
Perdido de miedo le dije:
-¿No me dejarás vestir?
-No es menester -respondió-, que conmigo nadie va vestido, ni soy embarazosa. Yo traigo los trastos de todos, porque vayan más ligeros. Fui con ella donde me guiaba, que no sabré decir por dónde, según iba poseído del espanto. En el camino la dije:

-Yo no veo señas de la muerte, porque a ella nos la pintan unos huesos descarnados con su guadaña. 

Paróse y respondió:

-Eso no es la muerte, sino los muertos o lo que queda de los vivos. Esos huesos son el dibujo sobre que se labra el cuerpo del hombre; la muerte no la conocéis, y sois vosotros mismos vuestra muerte, tiene la cara de cada uno de vosotros y todos sois muertes de vosotros mismos; la calavera es el muerto y la cara es la muerte y lo que llamáis morir es acabar de morir y lo que llamáis nacer es empezar a morir y lo que llamáis vivir es morir viviendo, y los huesos es lo que de vosotros deja la muerte y lo que le sobra a la sepultura. Si esto entendiérades así, cada uno de vosotros estuviera mirando en sí su muerte cada día y la ajena en el otro, y viérades que todas vuestras casas están llenas della y que en vuestro lugar hay tantas muertes como personas, y no la estuviérades aguardando, sino acompañándola y disponiéndola. Pensáis que es huesos la muerte y que hasta que veáis venir la calavera y la guadaña no hay muerte para vosotros, y primero sois calavera y huesos que creáis que lo podéis ser¨

Vídeo: día de muertos en México 

rutasineditas

octubre 28, 2013

Jesus Mari
A los personajes que encontramos en nuestras rutas les une siempre una misma característica: la pasión por contarnos y hacernos vivir lo suyo. Que nosotros sepamos Jesús Mari Martínez tiene tres: su ciudad, Espinosa de los Monteros, los valles pasiegos y su huerto. Extraordinario cuentista, entre bromas y veras nos fue paseando por la historia heráldica de su ciudad. También entre leyenda y realidad, nos contó las escabrosas andanzas de algunos de sus nobles personajes y otras historias “reales” a las que no podemos hacer referencia aquí sin arriesgarnos a que nos cierren el blog.

Jesús Mari se define como liberal y agnóstico. Desencantado de la política, apoya sólo a aquellos que hacen algo por el pueblo y como él dice:¨…esos no está ni en izquierdas, ni en centro, ni en derechas¨. Extrovertido, comunicador y amigo de sus amigos, reconoce que a pesar de lo voluble del carácter humano las mejores cosas se hacen por amistad.

La experiencia de mi vida me deja una serie de conclusiones que quiero mencionaros:

La gente que ha nacido en un pueblo y ha vivido hasta los 9 años queda marcada por su familia y amigos. Son los amigos de toda la vida. Pero si respiras su entorno y te das cuenta de que eres un afortunado por haber nacido en ese lugar donde te encuentras muy a gusto, mucho más. Si observas, hay personas que pasaron los primeros anos de su vida en el pueblo y les dejó señalados.  Me refiero a aquellos que tanto por trabajo o por estudios se marcharon muy pronto y apenas han vivido 10 anos en su localidad. Sin embargo, las inversiones que pueden las hacen: comprar un piso, o fincas, tener una casa para la jubilación…Eso es muy frecuente en la gente de estas tierras. 

La comarca pasiega es un mundo aparte, la gente que ha emigrado siempre se ha sentido identificada con esa tierra hostil: altas montanas, difíciles accesos, malas comunicaciones…Pero era eso, haber nacido allí. Yo pienso que a los pasiegos les definen tres características: el amor a su tierra, la devoción a su virgen y el respeto a sus difuntos. Si vuelven a su tierra vienen con mucho orgullo. No son religiosos, ni devotos pero cuando se trata de la Virgen de las Nieves la situación cambia. Y en cuestión de difuntos es una gente muy solidaria a quienes gusta acompañar a sus familiares para despedir al difunto, aquí a los entierros acude mucha gente.
Ten en cuenta que el municipio de Espinosa de los Monteros ha vivido algo del turismo y mucho de la ganadería. Yo vengo de familia ganadera y siempre me tira el ganado. Veo un rebaño de vacas y me quedo a observar la calidad de los animales. Muchas veces viendo al animal ves a su dueño. Si el animal está flaco, el dueño no lo está menos.
Ahora no sabemos si viviremos de milagro, la ganadería está desapareciendo al igual que la agricultura y los pueblos. Es un tema muy serio. Estamos destrozando la cimentación de las naciones, que son sus pueblos. Algún día nos daremos cuenta de la serie de errores que se están cometiendo. Por eso, los que estamos viviendo en nuestros pueblos pensamos y creemos que nos sentimos en la obligación de darnos a conocer aunque sea a pequeña escala. 
Como bien sabes Espinosa tuvo mucha historia pero aquellos que se beneficiaron de la localidad no la correspondieron como debieron. Era una aristocracia arrogante que desapareció por arte de magia cuando llegó la decadencia, a partir de la guerra civil.

Jesús Mari, ¿De dónde te viene esa pasión por contar la historia de tu ciudad?

Eso es natural de cada cual. Es posible que ya de niño se adquieran unos gustos, revisar y buscar todo aquello que concierne a tu tierra. Yo creo que como todo, comencé con la historia de manera fortuita. Te cuento: estando un día en casa de unos conocidos tuve ocasión de ver fotografías de Espinosa de principios de siglo. Muchas casas desaparecidas y rincones maravillosos que hoy no se pueden disfrutar. Después siempre he tenido mucho interés por la comarca pasiega. Yo mismo me identifico mucho más como persona cántabra que castellana. He indagado mucho sobre mi comarca, la que se encuentra en la parte de Burgos, y como la gente de este lugar me conoce, si encuentra algo interesante me lo hace saber pero últimamente las personas mayores que se han dedicado a estas investigaciones van desapareciendo y no veo jóvenes con estas inquietudes.

Cuéntanos de dónde surge el apelativo ¨de los Monteros¨ para la villa de Espinosa ¿Quiénes son estos personajes?

Los Monteros vienen del año 1006, cuando la cobijera o criada de la madre del conde Sancho García escucha una conversación en la que la madre del conde, doña Aba, conspira contra su propio hijo para que los musulmanes tomen la plaza de San Esteban de Gormaz, En Soria. La cobijera comenta a su marido, Sancho de Espinosa (natural de la villa de Espinosa), que la madre del conde y el rey moro planean su envenenamiento. Exponiendo su vida al hacer tal comentario, Sancho previene al conde de la conspiración. Al volver de una montería le preparan un ágape y es la madre del conde quien invita a su propio hijo a probar una copa de vino. El conde prevenido la invita a que beba ella primero, lo hace y cae muerta inmediatamente. En agradecimiento, el conde manda llamar a Sancho de Espinosa y le otorga el privilegio de que todos aquellos que en adelante custodiaren el sueño de los reyes, serían naturales de la villa de Espinosa y de ahí le viene el apelativo. Guardia que ha perdurado durante mil años, quinientos años más que la Guardia Suiza del Vaticano. No sé si en el mundo existe una guardia tan leal que haya durado tantos años. Tengo mis dudas…  
Al empezar el recorrido por la ruta heráldica nos contaste una bonita historia sobre el escudo que preside el palacio de los Zorrilla-San Martín, que fueron Monteros del Rey. ¿Qué simbolizan esos pájaros que aparecen flanqueándolo?
Si no recuerdo mal el lema del escudo de los Zorrilla es el siguiente: ¨Velar se debe la vida de tal suerte que viva quede en la muerte¨. Sin lugar a dudas es un escudo espectacular. Las garzas que están a ambos lados portan una piedra en una de las patas. Este es un símbolo muy de los Monteros. Para no quedarse dormidos mientras velaban el sueño del rey debían mantener en sus manos algún objeto pesado que al caer hiciese ruido y les despertase. Los castigos eran muy severos si los monteros se dormían. La finalidad de los monteros era custodiar a los reyes por la noche y cuando un rey moría debía acompañar al cadáver hasta el lugar de enterramiento, donde se les entregaba un documento que firmaban y donde se atestiguaba su función. 
Hemos visto otros escritos preciosos sobre los dinteles de las puertas de las casas. Como este: ¨Señor, Aparta de mí lo que me aparta de ti¨. Pero no sólo lemas y conjuros contra el mal quedaban inscritos en la piedra, los dinteles servían también para otras cosas, como por ejemplo registrar donaciones ¿verdad?
Es cierto que en los siglos XVII y XVIII e incluso el XIX las familias de aristócratas, monteros e hijosdalgos tenían sus propios lemas en los  que lo más importante era hacer constar su gallardía o valentía incluso por encima de su patrimonio…. Esas inscripciones siempre se hacían en las casas Torre de los ricos, los pobres, simplemente pringaban sus fachadas de color azul añil para espantar a los malos espíritus. La primera de estas inscripciones sobre donaciones la he visto en el dintel de la casa Torre de los Cubos, que ahora sirve de banco a la entrada de la casa. Y otra en el dintel de la casa de concejo del barrio de Berrueza que dice lo siguiente: ¨sepan todos los vecinos que entraren en este umbral que han de guardar Edilla (Monte Edilla) por ser donación real¨. Como bien sabes la donación era por alguna causa justificada, nadie daba nada por nada.
Sabemos que un grupo de personas os habéis empeñado en recuperar uno de los hechos más desconocidos de la Guerra de la Independencia contra los franceses: la batalla de Espinosa, ocurrida entre el 10 y el 11 de noviembre de 1808. Cuéntanos algo acerca del tema 
 Es cierto que nos reunimos un grupo de personas de edades muy dispares, que no teníamos nada que ver los unos con los otros en nuestra forma de ser y de pensar, para hacer la actividad de la batalla de Espinosa. Recuerdo que fue un viernes cuando comentamos acerca de esta investigación y el lunes siguiente ya estábamos manos a la obra. Nos llevó dos largos años, no teníamos apenas documentación y conseguimos mucha más de la esperada. Hicimos diversas actividades culturales: desde la publicación de un libro hasta la realización de un museo con las maquetas construidas por nosotros mismos y sin apenas dinero. Te puedo garantizar que fueron años muy intensos y muy educativos. También discutimos mucho pero todo llegó a buen término. Como anécdota te puedo decir que que este mundo es mucho más grande que el que nosotros conocíamos, me refiero a los que tienen interés por las guerras napoleónicas, porque es un entramado donde unos te llevan a otros.
Al mundo de los pasiegos y tu pasión por este pueblo le vamos a dedicar una entrada especial  pero ahora volviendo a lo personal, ¿qué otras pasiones tienes aparte de las anteriores?
La mejor es poder hacer lo que quiero. Vivir en mi pueblo,  disfrutar de sus gentes y de mis amigos. No tengo muchas ambiciones y sí bastante libertad con una mujer maravillosa, aunque como todas me riñe mucho.
Me han dicho que no tienes ni móvil ni tarjeta de crédito. ¿Se puede andar así por la vida en estos días?
Muy bien. Te quitas dependencias, siempre y cuando puedas hacerlo. Es muy importante ser uno mismo.

Video sobre la ruta heráldica

Carlos Valle, el último pastor de Valdivielso.

Carlos Valle

Este pastor burgalés hace ya tiempo que sabe, que ese lugar musgoso e inerte que es el páramo de la Hoz, atrae a ciertas almas que lo cruzan en busca de respuestas. Soledad, libertad, vacío. Tres palabras que juntas producen tanto vértigo como el paisaje que estoy mirando.

Como buen pastor que es, no hay alma ni oveja que se le pierda en el páramo. Así fue como me encontró,  rescatándome de estos pensamientos, en una tarde fría del mes de julio de 2012, mientras las nubes corrían por el cielo como sólo lo hacen por estos parajes de Castilla.

A sus 45 años Carlos destila todo el saber cazurro de un viejo castellano de los de antes. Posee esa rara inteligencia de los que andan todo el día perdidos en la soledad del monte y han desarrollado, casi por puro aburrimiento, una magnífica capacidad de observación. Una inteligencia con aristas, esculpida a golpe de viento, hielo y horizonte donde no hay lugar para lo superfluo.-¨las ovejas predicen el tiempo con dos días de antelación, si van por los altos, buen tiempo, si van por bajo, nieve¨-, me dice. 

Si Carlos te enseña una flor no es precisamente para que admires su belleza sino para que sepas que si te encuentras en el páramo sin nada que echarte a la boca, sus pétalos te calman el hambre

Si Carlos te enseña una flor no es precisamente para que admires su belleza sino para que sepas que si te encuentras en el páramo sin nada que echarte a la boca, sus pétalos te calmarán el hambre

En nuestros encuentros hemos hablado de muchas cosas: del duro oficio de pastor sobre el que bromea canturreando: -¨si las piedras fueran pan y la niebla fuera vino, el oficio de pastor sería divino¨,¨cosas buenas tiene pocas, es un oficio muy vocacional. Lo mejor, la tranquilidad y el aire que respiras¨. 

Del carácter de las ovejas-¨las ovejas ya no son lo que eran. Yo creo que las ha cambiado la contaminación¨-, y seguramente no le faltará razón porque esas nubes que viajan rápidas, llevan una carga química procedente de las áreas industriales del norte. Hablamos también de su desvelo por ellas, a quienes conoce a la perfección de un rebaño de más de 900, -¨sácame un cordero del rebaño y te digo quién es la madre¨. ” el buen ganadero tiene que echar de comer a la carne, no al hueso”, me dice para explicarme que hay que cuidar a las ovejas y no dejar que adelgacen. 

 De su padre, pastor antes que él, a quien venera como la memoria viva de estos montes -¨el oficio de pastor lo heredé de mi padre, he tenido esa suerte. De él lo aprendí todo pero ahora soy yo quien le saca los defectos a él¨-.

Respeto a la sabiduría de los mayores, amor por la tierra y el entorno, conocimiento del medio y el valor del trabajo para la comunidad, cosas olvidadas que recuerdo haber oído cuando era niño. Hablamos del amor por su pueblo,  su valle…”soy un hombre feliz”- me dijo. Una frase tan rotunda que no tuve comentario que oponerle. Como tampoco a esta: “A mí no me interesan las vacaciones“.  Quizá porque intuya que eso de las vacaciones no es más que una ilusión momentánea de libertad para ir soportando la fealdad de la vida que nos hemos impuesto a cambio de un poco de bienestar.

Como el águila, el lobo y el enebro, vive en su centro, pegado al paisaje, formando parte de él. Es por eso por lo que no necesita irse. Ni volver. Y así, sin hacer el menor esfuerzo por salir a ver el mundo, el mundo ha venido a verlo a él. No se acuerda de cuánta gente ha visto pasar por el páramo: “Alemanes, yo para mí que parecían rusos pero no los entendía. Ingleses… uno que se encontró mi padre, que venía de Castellón en burro haciendo el Camino de Santiago..

Por eso comenzamos nuestra andadura por las Merindades con Carlos, Carlitos, el último pastor de Valdivielso, que, un año después de aquel encuentro casual en el páramo de la Hoz, consiguió que un grupo de 45 griegos fuéramos a conocer su lugar en el mundo. Un mundo que cabe en un pequeño valle entre montañas al norte de la provincia de Burgos.

Con Jon Eskisabel en la sociedad gastronómica Amaikak-bat

Jon MikelEn nuestra visita a San Sebastián tuvimos la inmensa suerte de encontrarnos con este donostiarra que como embajador de su ciudad no tiene precio. A pesar de que le robamos una jornada completa de sábado, lo vimos feliz, entregado frente a los fogones de la sociedad gastronómica Amaikak-bat, de la cual es socio, cocinando él solito para 20 griegos hambrientos. No nos faltó de nada y nosotros también fuimos felices, si acaso, nos faltó un rato para sentarnos a charlar frente a una copa de txakolí, que ahora intentamos solventar con esta entrevista.

Jon, ¿De dónde te viene esta pasión por los fogones?

Bueno, digamos que la pasión se inicia como una necesidad de cocinar para alimentarme. Me explico: como muchos estudiantes que cursan su carrera universitaria lejos de su casa tuve que empezar a cocinar por necesidad ya que al compartir piso con otros tres estudiantes ninguno de nosotros teníamos a mano a nuestras madres y por tanto no te quedaba más remedio que perderle el miedo a los fogones y espabilar. Una vez superada esta primera fase, y tras una pésima alimentación en mi primer curso fuera de casa, te das cuenta que puedes cocinar más sano y te puedes atrever con recetas más completas que los habituales macarrones con tomate (je, je…) y resulta que al final le acabas cogiendo gusto a esto de la cocina. De ahí a cocinar por hobby para tus amigos, un paso!

Háblanos un poco sobre el origen de esta tradición de las sociedades gastronómicas y cómo la vida de la ciudad se articula alrededor de ellas. Y sobre todo del espíritu que anima a la gente a reunirse de esta manera.

Pues digamos que el origen tiene mucho (o todo) que ver con la cultura y la idiosincrasia de la sociedad vasca. Euskadi siempre ha sido un matriarcado en el que tradicionalmente el hombre ha trabajado fuera de casa para procurar sustento a la familia y la mujer ha sido la jefa en casa, quien gestionaba el hogar e incluso administraba el dinero que traía el hombre. En este contexto, las sociedades surgen como el lugar en el cual los hombres podían evadirse de su rutina de trabajo y familiar habitual y relajarse/divertirse con sus amigos, sin que la mujer los estuviera controlando. También hay sociedades que surgen como agrupación de obreros y artesanos de diferentes gremios, como es el caso de La Unión Artesana de San Sebastián, que es la sociedad más antigua de Euskadi y de Donostia.

Del hecho que San Sebastián sea alabada internacionalmente por su gastronomía, ¿Crees que tienen gran culpa las sociedades gastronómicas?

Seguramente sí. Muchos de los grandes chefs de la ciudad pertenecen a sociedades gastronómicas y no es raro verlos cocinando y almorzando con sus amigos. Supongo que el hecho de que en las sociedades tradicionales sólo pueda cocinar el hombre y que la mayoría de los maestros de la cocina sean hombres tiene una clara relación. Finalmente, en nuestras casas siempre han cocinado las mujeres, pero la típica comida casera sencilla, mientras en las sociedades se tiende a preparar menús a capricho con platos más elaborados en muchos casos.

El lugar de nuestra cita ya fue toda una declaración de intenciones: la puerta del mercado de la Bretxa, a la entrada del casco viejo. Jon, ¿Estás de acuerdo en que lo primero que debe visitar uno para cogerle el pulso a una ciudad son sus mercados? ¿Por qué este recibe el nombre de la Bretxa?

Pues a mí particularmente es algo que me encanta visitar en todas las ciudades que conozco, creo que transmite bastante de lo que es la ciudad. En cuanto al nombre del mercado de La Bretxa su origen es el siguiente: San Sebastián fue durante siglos plaza militar, y como tal una ciudad amurallada, la ocupación napoleónica entre los años 1808 y 1813 finaliza el 31 de agosto de 1813 con la entrada en la ciudad de las tropas anglo-hispano-portuguesas comandadas por Wellington, y el punto por el que abren una brecha en la muralla y acceden al interior de la ciudad es el lugar en el que se ubica actualmente el citado mercado.

Cuéntanos algo de la peculiaridades y las normas en la sociedad.  ¿Es cierto que las mujeres tienen prohibido entrar en la cocina?

Digamos que los estatutos de la sociedad determinan que únicamente los socios pueden acceder a la cocina (aunque esto se ha flexibilizado siempre para que el socio no tenga que cocinar sólo y sin ayuda de algún acompañante) y dado que en los citados estatutos si se recoge que únicamente los hombres pueden ser socios pues lógicamente las mujeres no tienen acceso a la cocina. Se puede decir que en la práctica consideramos a la mujer una invitada a la que tratamos de mantenerla en todo momento perfectamente atendida y que disfrute de la sociedad.

Cuéntanos alguna anécdota curiosa que haya ocurrido aquí en Amaikat-bat. ¿Por qué se llama así? Y ¿qué hay que hacer para formar parte de ella?

El nombre de la sociedad tiene que ver directamente con el origen de la misma. En 1907, cuando los ingleses estaban introduciendo y poniendo de moda el fútbol en Europa, once amigos se solían citar en un banco del Boulevard donostiarra para maquinar la posibilidad de formar un equipo de fútbol  siendo este el origen de la sociedad Amaikak Bat, que literalmente significaría “los once a una (o los once unidos forman uno)” que fue durante muchos años club deportivo en cuya representación se practicaron numerosas modalidades deportivas (remo, natación, balonmano, montañismo…) antes de reconvertirse exclusivamente en sociedad gastronómica.

Y para terminar, ¿Cúal es tu plato favorito?

Pues la verdad es que en cada una de vuestras dos visitas de este mes de julio os preparé a cada uno de los grupos uno de mis dos platos favoritos: la merluza en salsa verde con almejas (que pudo degustar el primer grupo el 6 de julio) y el arroz con almejas que probó el segundo grupo el 20 de julio.